Deleite, impresión y reto ( 1 )

Deleite, impresión y reto ( 1 )

 

Si, en esas tres palabras, deleite, impresión y reto, resumo mi más reciente viaje a la Riviera Maya, un deleite a los sentidos, una fuerte impresión al conocer de cerca las tradiciones en Pomuch, Campeche y todo un reto de vida, mi incursión al cenote en Kantunchi.

 

Siendo una tradición mexicana declarada Patrimonio Cultural Inmaterial de la humanidad por la UNESCO el Día de Muertos nos envuelve en su magia y sincretismo entre los ritos prehispánicos y la religión católica, ese reírnos de la muerte, jugar con ella, su imagen, se mezcla con el respeto, honor  y amor que les profesamos a nuestros seres queridos que ya no están físicamente aquí con nosotros.

El Festival de Vida y Muerte en Xcaret ya tiene tradición, ésta fue su octava edición dedicada a la leyenda de la Ix’tabay, personaje mítico de la cultura maya representada por una mujer bella, que … cuenta la leyenda, que se aparece a los hombres por la noche, cuando caminan solos para llevarlos consigo haciéndolos sucumbir ante sus encantos.

 

Enmarcada por diversas manifestaciones culturales como teatro en diversas corrientes como comunitario,infantil y juvenil,cabaret,callejero,vaya hasta teatro negro ! también disfrutamos narración oral, música prehispánica, sinfónica, trova, conciertos,ballet folclórico, danza prehispánica,altares y muestra gastronómica, de diversas maneras nos relataron y acercaron a esta leyenda haciendo una delicia para todos los gustos.

 

En lo personal disfruté muchísimo la presentación de la Orquesta Sinfónica  de Campeche,

Otra más sin duda, ver a Regina Orozco en Regina Catrina,

 

wow y que decir de escuchar sonidos sorprendentes con los Folkloristas

Muy, muy recomendable si asistieron con  niños, la obra Pájaro Dziú y de la que les debo foto por que de tanto … me quedé sin pila !  Si hubo una presentación que me cautivó y me pudo encantar fue esta; que además me permitió saludar a un chico guapo y encantador (gracias a sus papis que me dieron permiso de subir esta foto y ser la envidia de muchas)

Mención aparte escuchar a Susana Harp en “De Jolgorios y Velorios” una magnífica velada sin duda

 

El deleite comienza en lo visual, el colorido del papel picado, las flores de Cempazúchitl, blancos, negros contrastantes que resaltan todos los demás elementos que hacen una postal inolvidable, luego el ambiente lleno de aroma a copal, mmmm la memoria olfativa me remonta a la casa de los abuelos,  la imagen completa con la ofrenda, las flores, la comida y si…ese olor y bueno… ya que estamos hablando de comida … WOW un frenesí de sabores, texturas, experiencias simplemente deliciosas !

 

 
 
 

Definitivamente la tradición cultural del Día de Muertos trae una carga enorme de leyendas, mitos y son el pretexto perfecto para tener el marco de hacer gala de la gran riqueza de diversas expresiones y mucho de ello se pudo apreciar en el recorrido que hicimos por Xcaret y la Riviera Maya, caso aparte merece la impresión de visitar Pomuch en el estado de Campeche, que fue el estado invitado a este festival, motivo por el cual encontramos en Xcaret muchos elementos que nos transportaban  a este bello estado de México.

 

 

 

Y sin más preámbulos les cuento por que enfatizo esto de la impresión de la experiencia en Pomuch, Campeche; les comentaba al inicio sobre el sincretismo entre los ritos prehispánicos y los católicos, hay un punto donde la fusión golpea los sentidos al rendir un homenaje con profundo respeto y amor a todos aquellos familiares que ya pasaron a mejor vida, dentro de este marco en este lugar, pasados 3 años de la fecha en que fallecieron ( con los trámites legales ya establecidos respetando estos usos y costumbres específicamente generados para esta tradición ) proceden a exhumar los restos para limpiarlos y colocarlos en unas cajas mucho mas pequeñas llamadas osarios, estas osamentas se envuelven en un lienzo blanco, bordados a mano y con el nombre que llevara en vida la persona.

Año con año se repite este ritual donde los familiares,días antes del 1 y 2 de Noviembre visitan el cementerio y limpian los huesos, cambian los lienzos, pintan y decoran el lugar.

Trataré de describirles mi experiencia y créanme, es algo que para mucho es una situación fuerte y complicado de entender, necesitamos ubicarnos en el marco de una tradición que lleva siglos realizándose, donde la cultura y la profundidad de este rito está marcado en el ADN mismo de la población de este lugar con el que demuestran  amor y respeto por sus seres queridos.

Llegando a las puertas del cementerio nos encontramos con un pasillo realmente angosto, difícilmente pasan dos personas al mismo tiempo lo que digamos “obliga” a iniciar este recorrido de manera individual…solo

2013-10-31 16.27.06

Como verán difiere de los panteones tradicionales que la gran mayoría conocemos, son estructuras de metro y medio a dos de alto aprox., donde quedan perfectamente a la vista con solo girar la cabeza estos osarios, es decir, caminas … volteas y miras esto

o bien te inclinas un poco y también puedes ver esto

Sin embargo para poder tener la experiencia  o mas bien la impresión completa había que ver el rito desde el inicio y para eso una persona autorizada para mostrarlo respetando la tradición y con la veneración necesaria, nos lo muestra pues los osarios que utiliza son … de sus abuelos

Inicia por trasladar el osario a un punto donde podamos rodearlo, los aproximadamente 12 visitantes, que difícilmente podemos articular palabra al ver a solo unos centímetros de nuestros pies este rito, asoma un lienzo que alguna vez fue blanco,ahora se nota el paso del tiempo, tierra y humedad penetraban el textil, en mi caso una corriente eléctrica me recorrió completa cuando tomó en sus manos, con el mismo cuidado de cuanto uno carga a un recién nacido, los huesos, costillas, coxis, fémur, cada uno limpiado y desempolvado con una brocha, meticulosamente va colocándolos dentro del osario ya limpio y cubierto con un nuevo lienzo blanco, bordado con colores vivos y el nombre inscrito, llega el momento más impactante…el cráneo es colocado y en este caso, con el cabello que aún se conserva se pone en la parte más alta dejando ver que aquella osamenta correspondía a una mujer, si … lo recuerdo y me vuelve a estremecer.

A un lado mujeres de la familia rezan y cantan a aquel familiar, saben?  ahora que lo pienso, durante ese tiempo no recuerdo el sentir ese calor agobiante de la tarde, haber escuchado pájaros u otra cosa que no fuera a esas señoras y el tsss tsss tss de la brocha resbalando por los huesos.

Y si esto hubiera sido poco, llega el segundo osario, sale un lienzo con los huesos, al abrirse algunos huéspedes de aquella caja compañeros del abuelo salen al contacto de la luz y entonces si se escapan expresiones de sorpresa que tratan de ser ahogadas inútilmente, además de su tamaño impresiona saber de donde están saliendo.

Se repite el rito, damos las gracias por permitirnos entrar, a esta profundidad, a la intimidad de una comunidad y sus costumbres, salimos sacudidos cada uno, a su manera, con este momento salimos pensativos, digiriendo lo que acabamos de ver y que sin duda no olvidaremos.

Continuamos recorriendo Pomuch visitando las ofrendas de algunas casas que amablemente nos permiten ver y en una de estas casas, la señora ya bastante mayor agradecida por la visita a todas las mujeres (ignoro por que solo a nosotras) nos obsequia una banana que no podíamos rechazar, el dato gracioso, todas al mismo tiempo sin darnos cuenta nos la estábamos comiendo jajajaja

 

Este viaje fue sin lugar  dudas un deleite, una gran impresión y un reto que aún falta por complementar, pero…es tema para la segunda parte, no se lo pierdan que viene la visita por panaderías, anfitriones espectaculares y comida mmmm comida deliciosa, adentrarme en un cenote subterraneo que bueno… no se pierdan Deleite,impresión y reto (2) !!!

Los invito a visitar la galería de fotos que tengo de este viaje en : Flickr / Lidia Nava Turismo  

 
 
 
 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *